Crisi

El Criticón, de Baltasar Gracián, se encuentra dividido en treinta y ocho CRISI(s). En cada una de ellas se cuenta, en tono alegórico y cierto sarcasmo, la relación entre Andrenio y Critilo, el ingenuo biempensante que encara con optimismo el descubrimiento del mundo en el que le ha tocado vivir, y su amigo apocalíptico -utilizando la terminología de Umberto Eco en Integrados y Apocalípticos-, que asiste escéptico al despliegue de una contemporaneidad cuajada de trampas, falsedades e injusticias.

Ya sea en el Imperio español del Siglo de Oro, en la sociedad de masas que nos describe Eco, la Atenas Platónica, la República de Cicerón o la posmodernidad, el talante, la disposición, el análisis y la respuesta que cada individuo le ofrece al mundo en el que vive se mueve entre esos dos extremos, el optimismo justificador e infundado de Pangloss y su contrario un tanto cenizo de Martín.

No creo que en el término medio resida la virtud. Pero tampoco negaré que entre el ingenuo y el escéptico, siento mayor simpatía por este último, aún cuando me deje seducir frecuentemente por el entusiasmo del primero ante las novedades y el fantasma del progreso.

Abro esta serie de entradas (posts) bajo el título de CRISI, porque deseo recuperar la dialéctica entre aquellos dos arquetipos -de mi conciencia-  a los que a partir de ahora pongo a dialogar en estos “primores del entendimiento”, que dijera Gracián de los capítulos (CRISI) de su obra, con la intención, tan conceptista y barroca, de “que en poco se diga mucho y bien”. ¿O no?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: